El modelo TPACK (Technological Pedagogical Content Knowledge)  resulta muy esclarecedor para entender la integración de tecnología en educación desde el punto de vista de la formación docente y cuando el objetivo es la enseñanza de contenidos curriculares.

El esquema propone un tipo de conocimiento que aparece con la inclusión de tecnologías en el aula.

Dejando de lado, por un momento, el conjunto de saberes no formales que hacen al oficio docente y haciendo exclusivamente referencia al saber formal docente, sabemos que éste implica una combinación entre el conocimiento disciplinar  y el conocimiento pedagógico. La intersección entre estos dos saberes diversos pero compatibles da lugar a un tipo de saber específicamente docente: elconocimiento pedagógico disciplinar (pedagogical content knowledge). Esto es: saber qué enseñar y cómo enseñarlo. No es novedad: dominar ciertos contenidos curriculares y cierta habilidades pedagógicas fundamentales para saber transmitir dichos contenidos a un grupo escolar y en un contexto escolar. Hasta aquí, el docente debía dominar un contenido disciplinar así como los modos de indagación y enseñanza específicos de cada disciplina.

Con la llegada más o menos masiva de las tecnologías al aula, este saber se complejiza ya que aparece un elemento más: el conocimiento tecnológico (technological knowledge).
El conocimiento tecnológico incluye:
Comprender el lugar de las TIC en la vida cotidiana, el trabajo y el aprendizaje.
Dominar habilidades digitales tales como saber buscar, seleccionar, compartir, gestionar y producir contenidos.
Conocer herramientas y entornos digitales con potencial educativo.
Dominar el uso de dispositivos tales como la computadora, tabletas o pizarras.
Tenemos entonces tres componentes del saber docente:

  1. conocimiento disciplinar
  2. conocimiento pedagógico
  3. conocimiento tecnológico

Aquí conseguimos una serie de conocimientos combinados:

  • Conocimiento pedagógico disciplinar: es un conocimiento típico y casi exclusivos de los docentes en el cual por ejemplo un profesor de matemáticas de secundaria sabe cómo evaluar correctamente o explicar de la mejor forma posible cualquier aspecto de su materia.
  • Conocimiento tecnológico disciplinar: este conocimiento es un conocimiento muy necesario para cualquier profesión. Es el conocimiento que utiliza un patólogo a la hora de utilizar un microscopio correctamente para analizar un tejido.
  • Conocimiento tecnológico pedagógico: Este conocimiento por separado no se suele producir. Es un conocimiento que junta una forma de enseñar con la tecnología. Pero no sirve de nada sin el conocimiento disciplinar.

Si conseguimos que los tres conocimientos principales se junten, podemos obtener una buena integración de las TIC en la docencia. Si tenemos que dar una clase de arte en bachillerato, debemos dominar la materia y la disciplina. En una clase sobre el Renacimiento, utilizaremos una pedagogía demostrativa, con fotografías de las principales obras pictóricas e intentando que los alumnos aprendan los contenidos de esta unidad. Hace 15 años, seguramente este profesor iría cargado con sus 20-40 diapositivas y un proyector de diapositivas a enseñar la clase. Pero hoy, en cualquier colegio con una pizarra digital interactiva el profesor podrá llevar un número indeterminado de obras pictóricas en su pendrive con una calidad mucho mayor pudiendo hacer anotaciones, utilizar herramientas que focalicen la atención en un punto del cuadro manteniendo la visión del todo, etc. Aquí el profesor tiene un conocimiento disciplinar (Renacimiento), pedagógico (metodología demostrativa) y tecnológico (uso adecuado de la PDI) obteniendo un conocimiento TPACK haciendo su clase más atractiva, motivadora y, seguramente, mejor.
El reto es integrar los tres tipos de conocimiento para dar lugar a el Conocimiento tecnológico pedagógico disciplinar, es el conocimiento que un docente requiere para poder integrar de manera consistente la tecnología en la enseñanza. Es un tipo de conocimiento complejo, multifacético, dinámico y contextualizado.
Por ejemplo, un docente que se propone enseñar sobre la Segunda Guerra Mundial utilizando tecnología debería dominar los siguientes saberes:

  • Causas, consecuencias, contexto y desarrollo de la Segunda Guerra Mundial entre otros contenidos específicos del tema a enseñar. Conocimiento epistemológico.
  • Método y estrategias didácticas de enseñanza de la historia.
  • Herramientas de líneas de tiempo, reservorios de contenidos históricos, bibliotecas virtuales, videotecas históricas, foros de debates, wikis, blogs etc.

Pero además debe poder integrar todos esos saberes para hacer una propuesta potente de enseñanza de la historia con TIC: por ejemplo la construcción colaborativa de una línea de tiempo multimedia a partir de una detallada investigación crítica online sobre las Segunda Guerra Mundial.
Sabemos que el proceso de profesionalización docente implica una reflexión sobre su propia práctica, así como sobre los propios saberes. Los docentes no sólo deberían dominar este tipo de saberes integrados, sino además comprender la relación entre ellos, su complejidad y necesidad.

Fuentes: http://tpck.org/
                   http://www.educdoscero.com/2012/04/el-modelo-tpack-el-saber-docente-cuando.html

Pin It on Pinterest

Share This